Es preciso crear culturas corporativas que posibiliten a las personas evolucionar, adaptarse y dirigir el cambio.

La clave es que quienes formen parte de la organización asuman el cambio como un proceso natural. Aquí analizaremos cómo debe ser esa cultura capaz de acompañar y articular el cambio y de qué manera han de ponerse en marcha los mecanismos que generan que una organización resulte flexible y adaptable como un camaleón.

  1. Un cambio de cultura. Un proceso natural y necesario
  2. El presente continuo y el futuro imperfecto. Las organizaciones tienen que aprender a gestionar la incertidumbre para poder evolucionar
  3. El enemigo en casa. ¿Y si la cultura que tiene que acompañar el cambio en realidad lo frena?
  4. ¿Renovación real o retoque cosmético? Hay organizaciones que realizan cambios superficiales cuando necesitan un cambio integral
  5. Cultura de las interacciones. Tú también impactas en ella
  6. Autocomplacencia, costumbre y endogamia. Los peores compañeros para construir culturas flexibles y cambiantes
  7. ¿Cómo será tu trabajo en el futuro? Si quieres innovar, tienes que cambiar el chip
  8. Adiós presencialismo, hola ¿omnitrabajo? Cómo sustituir los puestos de trabajo por lugares para trabajar
  9. ¿Está el silencio matando tu organización? Apuesta por culturas de confianza
  10. Los trabajadores híbridos. La rebelión de la clase creativa
  11. Dime dónde trabajas y te diré quién eres. Cuando la transformación de una empresa pasa por acoger nuevos perfiles y ritmos
  12. Conócete: el oráculo de Delfos de las empresas. Autoconocimiento y autocrítica en las empresas
  13. La nueva curva del cambio. Toma ventaja y pasa a la acción
  14. Vísteme despacio que tengo prisa. Los cambios requieren tiempo y hay que comprender los ritmos de las organizaciones
CASO GOOD REBELS: La cultura es la disrupción…